Qué hacer en uno de esos días en que no quieres levantarte…

A todos nos ha pasado alguna vez. Llegan esos días en que no quieres ni levantarte, bien sea porque enfrentas al mismo tiempo muchos problemas o porque estás en un proceso de duelo que no encuentras la manera de sortear. También es posible que se deba a que, francamente, te sientes aburrido con todo, pero no encuentras la manera de salir de ahí.

Lo que menos quieres en esos días es que alguien llegue a darte ánimo. Así de enredado es ese estado emocional. Uno necesita motivación, pero rechaza todo lo que pueda proporcionársela. Básicamente, no quieres ni levantarte de la cama, sino permanecer ahí, en un estado de inactividad. Dormir o semivelar, pero en todo caso no pararte a afrontar el día. Sigue leyendo

Anuncios