Pierden la custodia de sus hijos por las bromas que les gastaban y publicaban en YouTube

¿Dónde están los límites de los contenidos que se publican en internet? La expansión de la red de redes y la multiplicación de dispositivos y plataformas ha propiciado el surgimiento de toda una horda de creadores de contenido.

El éxito y visibilidad que espacios como YouTube o las redes sociales nos proporcionan en la actualidad, han hecho que muchos hagan de su profesión internet. Los youtubers e influencers son los mejores ejemplos pero hoy protagonizan esta noticia por un hecho bastante triste.

Ponemos el foco sobre Heather y Mike Martin. Dos padres youtubers que han perdido la custodia de sus hijos como consecuencia de las bromas que les gastaban para publicar después en la plataforma de vídeo de Google.

Y es que el límite de la diversión con otros sentimientos como el miedo o la angustia puede ser demasiado difuso. Una delgada línea que estos padres han cruzado con sus hijos de 9 y 11 años.

Estos padres gastaban bromas casi a diario a sus pequeños de dudoso gusto. En muchos de los vídeos (ahora borrados) podía verse sus caras de miedo y angustia hasta que la bromaba se desvelaba como tal.

Unas acciones que le han llevado ante los tribunales que han decidido devolver la custodia de los niños a su madre biológica tal y como informan desde El Economista.

Ahora únicamente puede verse en el canal de la pareja, DaddyOFive, un único vídeo en el que piden disculpas por sus actuaciones. Cabe señalar que el canal sumaba alrededor de 750.000 suscriptores.

El matrimonio explica que todo comenzó como una forma de diversión y, sin apenas darse cuenta, la familia comenzó a ganar más y más popularidad en YouTube.

“Al reflexionar, nos damos cuenta de que hubo errores que causaron cierto dolor a nuestra familia. Ofrecemos nuestra más humilde y sincera disculpa a aquellos a quienes hemos ofendido, particularmente a nuestros maravillosos hijos. Nuestros hijos están a salvo. Fuera de la cámara son niños normales, felices que practican deportes y les encanta estar con su familia y amigos”, se explica en el vídeo.

Un nuevo ejemplo de los limbos legales y morales que existen a día de hoy a la hora de relacionar a los menores y plataformas como YouTube. ¿Dónde se encuentran los límites?

Via: Marketing Directo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s